A las flores de un día, que no duraban, que no dolían, que te besaban, que se perdían.

jueves, marzo 28, 2013

CIUDAD



The stars are not wanted now; put out every one,
Pack up the moon and dismantle the sun,
Pour away the ocean and sweep up the woods;
For nothing now can ever come to any good.
                          Funeral Blues (W.H. Auden)

Ciudad

Llueve,
y siento que eso es lo único que no me es ajeno.

Parece que aún es temprano,
y parece
que alguien ha regado el alba.
Las palomas manchan el empedrado con un color de alta mar;
observo la callé desde el balcón
y aún te veo allí, en la playa de la Barceloneta,
 jugando conmigo.
El agua opaca esta insoportable Barcelona.
Y no aguanto esta ciudad porque ya no estás aquí,
odio a los espejos porque ya no te veo en ellos,
no me tolero como ser
porque ya no te tengo conmigo.
Porque ayer aún estabas,
          hija mía.
Aún respirabas este aire insalubre.

Y ahora mismo veo que el paseo ya está sucio de gente.
Otra vez, como cada día.
¿Será que cerré los ojos y pasaron diez años?
Dos vidas;
pasaron dos vidas.
Hoy es, para todos ellos, un lunes más,
pero ahora, en esta Barcelona,
somos dos personas menos.

miércoles, marzo 13, 2013

DESPUÉS DE TODO


Y dicen que, después de todo, no es tan mala.

Esta capital del norte
que, después del invierno,
se pone un severo disfraz de primavera.
Y algo arriba haragán,
quizás empujado por el viento,
maquillado con polvos de polen,
algo arriba llano
y en silencio.

Ni los que cargan más años lo oyen llegar.
Es el calor de cinco millones de sueños,
un suspiro que pervive en la tenaz conciencia colectiva.
Es un anhelo de meses
que anuncia la nieve que no es nieve
                                            sino agua fría.
Pero dicen que, después de todo, Helsinki no es tan mala;
se dice en el templado julio,
cuando el bosque está en bayas,
cuando la vida flota en aceite cálido,
en horas sin reloj,
en siesta sin acervo.

Y, después de todo, es verano.